La Junta de Magistrados de las secciones civiles de la AP de Madrid del 19 de septiembre acuerda limitar la extensión de los escritos de apelación y exigirles un formato específico.