El plazo de prescripción para reclamar gastos comunes sean ordinarios o extraordinarios será de cinco años